cajas para archivo

Cajas para archivo

¿Son las cajas para archivo un tipo de caja de cartón diferente a las demás?

Pues resulta que en muchas ocasiones sí es así. Todos sabemos que hay muchos tipos de cajas de cartón. Las cajas de cartón de tipo americano son las más habituales, pero no las únicas. Si cogemos el catálogo FEFCO te asombrarás de ver la cantidad de formatos y modelos existentes. Casi se puede decir que hay un tipo de caja para cada producto que deba ser enviado o almacenado. Pero cuando hablamos de cajas de cartón pensamos casi siempre en el formato americano. Se trata del tipo Fefco 0201, aunque también existen variantes con las aletas de cierre. Resumiendo, este tipo de caja es la que tiene aletas de cierre por arriba y abajo.

cajas para archivo

cajas para archivo

Tipos de cajas para archivo

Sin embargo en este artículo que me ocupa, hoy toca hablar de las cajas para archivo. Obviamente las hay de diferentes tipos. Hablamos siempre, en este caso, de cajas pensadas sólo para esto. Sin embargo debo hacer una aclaración. Y es que cualquier tipo de caja de cartón puede ser utilizada para tal objeto. En algún caso sólo hay que echarle un poco de imaginación. De todos modos, las que están pensadas a tal efecto siempre te darán un rendimiento mejor. Vamos a ver los tipos de cajas para archivo de que disponemos en nuestra tienda online (www.ra-pack.com).

  • Cajas para archivo, multiusos, sirve para todo

cajas de archivo multiusos

cajas de archivo multiusos

Reconozco que tengo debilidad por esta caja. Sirve prácticamente para todo tipo de archivo. Incluso debo reconocer que en nuestra oficina las utilizamos para el archivo de documentos. Se trata de una caja totalmente automontable cuya estructura da como resultado una caja extremadamente fuerte. La fabricamos con cartón de canal B, es decir, de tres milímetros de grosor. Esto puede parecer un poco chocante y alguien puede pensar que es poco cartón. Puedo garantizar que no es así. Tal y como he dicho, la arquitectura de la caja da mucho más que el grosor del cartón. Y el resultado, como he dicho, es el de una caja realmente sólida.

La podemos usar para muchas cosas. En una mudanza, por ejemplo. Ahí podemos echar todo tipo de objetos sin que la caja se resienta. Pero hoy toca hablar de archivo. Por experiencia propia, como he dicho antes, en la oficina la llenamos de papeles. Hasta arriba de todo. Y amontonamos una encima de la otra. Sin problema hasta cinco niveles. Creo que más pisos sería posible, pero el espacio en nuestro archivo manda. Puedo asegurar que la caja que está debajo de todo no queda en absoluto afectada por el peso que tiene encima. Y ya sabes que el papel pesa mucho.

Hemos comentado que es totalmente automontable. Se trata de una de esas cajas para archivo que se monta con suma facilidad. Todo viene de una pieza. El fondo y la tapa no están separados, así que no deberás preocuparte por si te falta una de las piezas. Habrás visto muchas veces cajas de archivo con tapa y fondo separadas. No es el caso.

 

  • Cajas para archivo de documentos

cajas para documentos

cajas para documentos

Esta es la caja clásica de archivo de documentos. Comparada con la anterior, su filosofía es totalmente distinta. Ya no hablamos de cajas ‘todoterreno’ que lo aguantan prácticamente todo. Aquí hablamos de un tipo de caja que es más de tipo clasificador. Ideales para el archivo de documentos o expedientes. Es muy utilizada en bufetes de abogados o en ayuntamientos.

Igual que en el caso de la multiusos, nuevamente hablamos de una caja totalmente automontable. El cuerpo de la caja incluye la tapa, así que tampoco deberemos preocuparnos de una pieza u otra. La fabricaos con cartón blanco que es lo que suele ser más demandado en este tipo de cajas para archivo. La impresión standard exterior te permitirá anotar el contenido para no tener que abrir siempre y ver el interior.

  • Cajas de tapa y fondo

Caja de tapa y fondo

Caja de tapa y fondo

Con una sola medida en existencia, este tipo de caja es también automontable. En este caso hablamos ya de una caja de dos piezas. Por un lado tienes la tapa y por otro el fondo. La solidez que este estructura le da a la caja nos permitirá amontonarlas sin ningún tipo de problema.

La utilidad de esta caja es amplia y variada. Desde envío de cualquier producto (por ejemplo, zapatos) hasta el archivo de todo tipo de objetos. Sí, nuevamente estamos ante otro tipo de cajas para archivo. Debido a su solidez, se pueden poner una encima de la otra. Solemos usarlas para documentos, para CD’s, para libros pequeños, para apuntes de la universidad. Prácticamente no tiene límite.

 

  • Cajas de cartón de canal doble

Caja de canal doble

Caja de canal doble

No podía hablar de cajas para archivo sin comentar que este tipo de cajas también son totalmente útiles para archivar documentos. Como he dicho al principio del artículo, con mucha o poca imaginación se puede usar cualquier tipo. Y las cajas de tipo americano no son una excepción. De hecho puedo asegurar que son las más habituales, aunque normalmente por desconocimiento de otras opciones.

En este caso recomendaré siempre utilizar cajas de cartón de canal doble si deben ser apiladas. Ya sabemos que la diferencia entre el canal simple y el canal doble está en el grosor del cartón. Pues obviamente para archivar cualquier objeto cuyas cajas contenedoras deban ser apiladas, el canal doble es imprescindible. Disponemos de ellas en diferentes medidas, todas ellas en existencia. Sin embargo no hay problema en fabricarlas a medida.

Para cualquier duda o aclaración no dudes en contactar con nosotros llamando al 93 5644958. También puedes escribir a comercial@ricardoarriaga.com.

 

Etiquetas :  CAJAS PARA ARCHIVO   ,   CAJAS DE ARCHIVO   ,   CAJAS PARA DOCUMENTOS   ,   CAJAS PARA GUARDAR

 

Enlaces relacionados :